Sin comentarios

Extraordinario

El 1 de diciembre ocurrirá un encuentro por primera vez. Dos músicos que, para los esquemas habituales del pensamiento musical tienen poco que ver entre sí.

El Chango Spasiuk es uno de los músicos más extraordinarios de la la actualidad. Dotado de un silencio y una constancia poco vistas en la escena, además de ser uno de los divulgadores más prolíficos del folklore de las profundidades de nuestra cultura, ha sido uno de los precursores en llevar a la práctica el encuentro entre los mal llamados “géneros musicales”.

El 24 de octubre de 1992 se subió al escenario de Obras Sanitarias para compartir una versión de “Ortega y Gases” con Divididos. Ese día Mollo lo presentó como “el mejor músico del mundo”. Por aquellos tiempos -y durante varios años- el público arengaba de manera insistente la falsa dicotomía entre Luca y Cerati, en ese contexto de enfrentamiento entre tribus musicales era una rareza, y todo un desafío, que un folklorista sea parte del mundo del rock. El Chango fue uno de los primeros.

Pedro Canale, mejor conocido como Chancha Vía Circuito, es uno de los productores y compositores más innovadores de las última década en nuestro país. Mientras en todo el mundo el mestizaje musical es casi natural en estas tierras los cruces entre géneros continúa relegado a tribus que, aunque se amplían día a día, no terminan de convertirse en un fenómeno popular.

Muchos lo conocieron por su composición que reinterpreta “Quimey Neuquén” de José Larralde y que fue utilizada en el décimo capítulo de la quinta temporada de Breaking Bad. Otros porque lo escuchan desde Rodante (2008) su primer disco editado por ZZK Records, el sello que creó el colectivo Zizek para difundir sus propias producciones.

El viernes primero de diciembre se cruzarán en un escenario, el recorrido profundo y arraigado en músicas de origen como las polkas y los chamamés, la tierra colorada y la magia del acordeón; con los sonidos provenientes del beat que surge desde el conurbano bonaerense pero que no reconoce fronteras.

Un encuentro entre músicos ensañados en tomar las raíces del sonido y llevarlas hasta donde sea necesario.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *